3 ene. 2011 | Por: Nacho

Tres con «P»

Notando que tres de las entradas que iba a escribir comenzaban con la letra «P», he decidido optimizar el espacio de mi blog y escribirlas juntas. ¡Tomad nota!

Psicólogo: Sobran explicaciones, pues todos sabemos que un psicólogo es aquel profesional especializado en todo lo relacionado con la mente (en griego, psico). Si es así, ¿por qué diablos insiste la RAE en considerar correcta la grafía sicólogo? No les basta con librarse de la –t de post– o de sept–, no, sino que también tienen que convertir al especialista de la mente en el especialista... ¡de los higos! (En griego, sico significa higo).

Presidenta: Del griego pasamos al latín y a cómo escribirlo correctamente. Y escribirlo correctamente implica ineludiblemente ignorar cuanto diga la RAE, al parecer, ya que, desde hace varias décadas y muy especialmente en estos días, se insiste en evitar las desigualdades de género llevando al asunto hasta el absurdo más absoluto. En concreto, me parece significativamente ridícula la feminización de tantas palabras referidas a oficios (médica siempre me sonará fatal). En el caso que nos ocupa, que son los terminados en –nta, debe remarcarse que la desinencia original latina, –ns/–ntis, presentaba una forma para masculino y femenino y otra para el género neutro. Así, este morfema (traducible en la práctica por "el/la que hace algo") evolucionó hasta nuestro –nte de presidente, regente, sirviente, latente, ardiente... Si insistimos en decir burradas como presidenta, regenta o sirvienta... ¿por qué no decimos también latenta o ardienta? Ahí lo dejo.


Pedófilo: La mayoría de personas no diferencia la pedofilia de la pederastia. En realidad, la pedofilia no es delito, pues es la simple atracción (–filia) por los jóvenes o niños, mientras que la pederastia sí está penada, ya que implica abusar sexualmente de éstos (matiz que la nueva versión del DRAE, cómo no, ha destruido). Además, añade mi querido Grijelmo, refiriéndose nuevamente a la etimología, que la palabra pedófilo significa, en realidad, amante de los pedos (como las parafilias), ya que la raíz pedo– no se corresponde con la palabra griega paidós (niño), como sí ocurre en pediatra, por ejemplo. Por eso, en una de las actualizaciones del DRAE ya se comenzaron a considerar las alternativas preferentes de paidofilia y paidófilo/a.

¡Gracias, Mª Carmen!

FUENTE COMPLEMENTARIA: GRIJELMO, A. La punta de la lengua, Ed. Aguilar. Madrid, 2004

2 opiniones:

Clara Criado Escribá dijo...

Muy bien1 criticando a la RAE! se lo merecen! son unos populistas XD

por cierto , muy bien las correcciones, sobretodo la psicólogo y sicólogo, que dañan la vista...
pero en cuanto a pedófilo, quizá debería ser paísfilo, porque la raíz es país- paidós, pero aún así me extraña que la RAE esté volviendo al pasado recuperando raíces griegas, eso sí que es amazing =)

Nacho dijo...

Sabes de sobra de qué pie cojeo, así que en este blog encontrarás mucho sustento del que te (nos) mola XD Ya has visto que hasta con el griego me atrevo... =P

Publicar un comentario